NAZIS EN LA COSTA DEL SOL

NAZIS EN LA COSTA DEL SOL

Editorial:
ALMUZARA
Año de edición:
Materia BIC
Segunda Guerra Mundial
ISBN:
978-84-18709-82-1
Páginas:
376
Encuadernación:
Rústica
Disponibilidad:
En stock
Colección:
HISTORIA

21,95 €
Añadir a cesta
En stock

Terminada la contienda, los nazis fugados de Alemania contaron con el apoyo explícito y directo de las autoridades franquistas, o de hombres destacados de Falange, para escapar de los tribunales de justicia Aliados. La Costa del Sol puede tener el dudoso orgullo de haber sido refugio y residencia de célebres nazis. Algunos, prófugos sin haber podido ser juzgados en su país como autores o responsables directos de horribles crímenes; otros, que fueron juzgados, pero huyeron antes de cumplir condena; y, en fin, prácticamente todos ellos, que siguieron negando el delito de genocidio sistemático, planificado y llevado a cabo por el Tercer Reich, siguieron disfrutando de la hospitalidad del Régimen mientras doraban sus cuerpos a orillas del Mediterráneo. Por aquí han pasado o residieron: el doctor Aribert Heim, «Dr. Muerte»; Otto Remer, el general de las SS que salvó a Hitler; Alfred Giese Hausmann, jefe en Málaga del espionaje militar alemán (la Abwehr); Leon Degrelle, el general belga sentenciado a muerte en su país; Joachim Sievers, miembro de las SS, considerado por los Aliados como peligroso líder

MAÑU JOSE MANUEL
José Manuel Vidal nació en 1952 en Sobrado del Obispo (Orense). Estudió Filosofía, y se licenció en Teología y en Sociología en la Universidad Pontificia de Salamanca. Doctorado en periodismo por la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid conoce por dentro y por fuera la institución eclesial, de la que lleva escribiendo y ocupándose desde hace más de 25 años. Se inició en la información religiosa en el semanario Vida Nueva y ejerce como corresponsal religioso del diario El Mundo desde su fundación. Es colaborador de la revista Reinado Social, director de religiondigital.com y secretario de la Asociación de Periodistas de Información Religiosa (APIR).